Una descripción general de la definición de adolescencia

Fuente: pexels.com



La adolescencia se define como 'el período de transición entre la pubertad y la edad adulta en el desarrollo humano, que se extiende principalmente durante la adolescencia y termina legalmente cuando se alcanza la mayoría de edad'. En la mayoría de los casos, la adolescencia comienza alrededor de los 12 años y termina alrededor de los 18. Este período de la vida consta de muchos cambios y desarrollos. La adolescencia es esencialmente una época para crecer, aprender sobre uno mismo y aceptar quiénes somos.



¿Qué sucede durante la adolescencia?

Psychology Today afirma que la adolescencia es una época de descubrimiento, crecimiento y cambio. Los individuos en esta etapa de la vida se están desarrollando física, emocional y psicológicamente. Cada una de estas categorías se entrelaza entre sí y puede afectar los pensamientos, acciones y comportamientos de los jóvenes.

La adolescencia también puede ser un período muy complicado. A medida que los adolescentes maduran y se desarrollan, a menudo están ansiosos por experimentar las ventajas de la edad adulta, aunque no puedan o no estén preparados para hacer frente a las responsabilidades que los acompañan. Los adolescentes también pueden experimentar tensión con sus padres, tutores o cuidadores. En muchas circunstancias, los adultos están ansiosos por proteger a los jóvenes de cometer errores; sin embargo, a veces los adolescentes pueden ver a sus padres bien intencionados como autoritarios o asfixiantes.



A medida que los adolescentes crecen en la adolescencia, tendrán que tomar decisiones muy serias con respecto a la escuela, los compañeros, las drogas, el alcohol y el sexo. Muchas de las decisiones tomadas que involucran los elementos anteriores pueden tener serias ramificaciones o consecuencias que impactan a los adolescentes más adelante en la vida.

terapia de enfoque

Por ejemplo, un joven que abusa del alcohol y las drogas puede eventualmente desarrollar una adicción y volverse dependiente de las sustancias precedentes. Esta dependencia podría llevar a hacer todo lo posible para conseguir drogas y alcohol, incluso si implican faltar a clases, mentir o robar. Nueve de cada diez veces, estas acciones alcanzarán a los adolescentes que las cometen y pueden tener problemas no solo con sus padres sino con la ley.

Sin embargo, el mismo principio se aplica a los jóvenes que eligen tomar las decisiones correctas. Un adolescente que trabaja duro obtiene buenas calificaciones y se rodea de otros compañeros de ideas afines se está preparando para el éxito tanto en el presente como en el futuro. Las buenas calificaciones pueden conducir a becas en universidades prestigiosas u otras oportunidades que pueden no estar disponibles para los estudiantes que optaron por no aplicar académicamente.



Fuente: pixabay.com

me siento inútil

Rara vez la adolescencia es una etapa de la vida fácil y fluida. Sin embargo, es fundamental que los jóvenes comprendan la gravedad de las decisiones que toman. Para bien o para mal, cada elección tiene una serie de consecuencias.



¿Cómo deben los padres / tutores manejar la adolescencia?

Por más desafiante que pueda ser la adolescencia para los jóvenes, los padres y tutores también pueden tener dificultades durante esta etapa de la vida de sus hijos. Como adultos, los padres ya han pasado por la adolescencia y probablemente estén ansiosos por evitar que los jóvenes cometan los errores que alguna vez cometieron. Sin embargo, como se dijo anteriormente, no todos los adolescentes están dispuestos a recibir ayuda de sus tutores. Incluso pueden atacar como resultado. Esta dicotomía puede generar frustración con mucha facilidad, pero con los pasos y acciones adecuados, las tensiones pueden reducirse para todos, especialmente para los adultos.

Manejar la ira de manera adecuada

como visualizar

Es fundamental que los padres controlen su enojo cuando tratan con adolescentes irritables. Lo crea o no, los adolescentes todavía están aprendiendo y recibiendo señales de los adultos en sus vidas. A veces, los padres cometen el error de arremeter contra sus hijos en el calor del momento, y esta decisión puede resultar contraproducente. No solo sirve para alienar aún más al adolescente, sino que también puede enviar el mensaje de que la agresión es la forma adecuada de manejar la ira o la frustración. Los adultos tienen la responsabilidad de modelar el comportamiento apropiado para los jóvenes, especialmente en un momento en que el último está pasando por tantos cambios y nuevas experiencias.

Mantener expectativas realistas

Prácticamente todos los padres o tutores quieren lo mejor para sus hijos. Es natural que los adultos quieran que a sus hijos les vaya bien y tengan éxito en la vida. Incluso cuando los adolescentes están en el camino correcto y se comportan como deberían, los adultos a veces pueden presionarlos para que hagan más, tomen una clase adicional, tomen un trabajo de medio tiempo, etc. Por muy bien intencionados que sean los padres, preguntar demasiada cantidad de adolescentes a veces puede tener el impacto opuesto al previsto.



Fuente: rawpixel.com

Los padres y tutores deben alentar a sus hijos a trabajar duro en la escuela, mantener buenas calificaciones y realizar la cantidad adecuada de actividades extracurriculares. Sin embargo, como dice el viejo refrán, demasiado de algo bueno nunca es bueno. Si bien se debe alentar y motivar a los adolescentes para que hagan su mejor esfuerzo y tengan un buen desempeño académico, también deben saber que el mundo no se acabará si no logran sacar un examen sorpresa o un examen excelente. Nadie es perfecto y todos cometemos errores. Es importante y saludable que los jóvenes sean conscientes de esto y que los padres y tutores se abstengan de presiones malsanas y expectativas poco realistas.

Comprender los cambios centrales de la adolescencia

Aunque la adolescencia es conocida por ser una época de cambios en la vida de los jóvenes, la gravedad de estos cambios no siempre se explora en profundidad como debería. Como señaló Healthy Children, hay cuatro cambios centrales que ocurren durante la adolescencia: crecimiento físico, crecimiento intelectual, crecimiento emocional y crecimiento social. Comprender cada uno de estos cambios es importante tanto para los jóvenes como para los adultos que los rodean.

Crecimiento físico

Los cambios corporales son uno de los indicadores más notables de la pubertad. Por lo general, los niños crecerán y experimentarán voces más profundas, mientras que las niñas tendrán períodos y desarrollarán caderas y senos. Por lo general, tanto los niños como las niñas necesitarán tiempo para adaptarse a estos nuevos cambios. Como resultado de esto, el gusto de los adolescentes en la vestimenta puede cambiar o no. No es raro que las chicas quieran usar atuendos más provocativos a medida que sus cuerpos maduran y se desarrollan.

Crecimiento intelectual

El pensamiento crítico, la resolución de problemas y la capacidad de pensar en el futuro, tomar nota de las posibles consecuencias, son signos reveladores del desarrollo y el crecimiento intelectual de los adolescentes. Cuando los niños son muy pequeños, piensan en las cosas como buenas o malas, correctas o incorrectas, divertidas o aburridas. A medida que maduran intelectualmente, los jóvenes pueden observar las complejidades de varios problemas y circunstancias de la vida.

cómo dejar de estar enojado con alguien que te lastimó

Fuente: usafa.af.mil

La misma filosofía también se aplica a las acciones y las consecuencias. Los niños muy pequeños a menudo actúan sin pensar y esperan inherentemente que alguien más entre y limpie su desorden. Sin embargo, los adolescentes gradualmente llegarán a comprender que sus acciones tienen consecuencias y, con suerte, pensarán antes de tomar ciertas decisiones. Una marca de madurez en los adolescentes ocurre cuando pueden resolver problemas, tomar nota de otras personas y considerar cómo sus acciones afectarán a ellos mismos y a quienes los rodean.

Crecimiento emocional

cbt basado en trauma

A medida que los adolescentes crezcan física e intelectualmente, también madurarán emocionalmente. Sin embargo, esta forma de crecimiento puede ser un poco menos aparente que las formas anteriores. En muchos casos, el desarrollo emocional se presenta como el deseo de una mayor independencia, como salir solo o con amigos o dejar de anhelar pasatiempos, experiencias de la infancia. Sin embargo, los adolescentes a veces pueden sentirse en conflicto entre su deseo de hacer sus propias cosas y la certeza que conlleva estar con sus padres y su familia.

Con el tiempo, crecerán y madurarán lo suficiente como para poder dejar el nido y crear su propia vida fuera de la casa de sus padres, pero durante la adolescencia, pueden ir y venir. Si bien esto puede resultar confuso tanto para los adolescentes como para los padres, esta dicotomía es parte del proceso de desarrollo y debe esperarse.

Crecimiento social

Marsha Linehan

Por último, pero ciertamente no menos importante en la lista de cambios centrales de la adolescencia, se encuentra el crecimiento social. Desde que los niños son muy pequeños, se aferran con entusiasmo a sus padres y generalmente quieren pasar todo el tiempo con ellos. Casi todo el mundo ha oído hablar de niños en edad preescolar que tienen miedo de dejar a sus padres para asistir a la escuela por el día.

Fuente: pexels.com

A medida que los jóvenes crecen y se desarrollan durante la adolescencia, es probable que su apego a sus padres cambie, como debería ser. Esto no significa que los adolescentes dejarán de amar o cuidar a los adultos en su vida; simplemente significa que los jóvenes pueden querer pasar más tiempo separados de sus padres o tutores. Es probable que experimenten el deseo de salir con amigos y otras personas de su edad y eso es algo bueno. Los padres y cuidadores ciertamente deben asegurarse de que sus hijos no pasen tiempo con influencias negativas, pero en última instancia, el crecimiento social debe verse como un indicador innato y positivo de la adultez incipiente.

Una palabra final

La adolescencia es un momento único y desafiante para los jóvenes y los adultos en sus vidas. Aunque parezca que los adolescentes se rebelan o se alejan, al final del día, todavía necesitan a los padres y tutores en sus vidas.

A veces la vida puede volverse difícil, especialmente cuando hay adolescentes y adolescentes involucrados. Sentarse y hablar con un profesional con licencia también puede marcar la diferencia en el mundo para personas de todas las edades. A pesar del estigma que a menudo rodea al asesoramiento y la terapia, buscar los servicios anteriores es un signo de fortaleza, no de debilidad. Una simple conversación con alguien que se especializa en ayudar a otras personas puede cambiar la vida.

En última instancia, la elección es suya, pero si alguna vez se siente inclinado a ponerse en contacto con BetterHelp por cualquier motivo, puede hacerlo haciendo clic aquí.