Síntomas y terapia de falta de apego

El desapego se incluye en los trastornos del apego; describe la falta de apego entre un niño y su cuidador principal. Apego es el término amplio que se utiliza para ayudar a identificar trastornos sociales, del estado de ánimo y del comportamiento muy diferentes; el desapego es uno de estos trastornos. El desapego no es reconocido como un trastorno del apego por todos en el campo de la psicología; sin embargo, tiene síntomas reales y la terapia puede ayudar.



Fuente: rawpixel.com



Reconocer el desapego temprano en la vida puede ser difícil porque los comportamientos del cuidador lo causan. La negligencia y el abuso por parte de los cuidadores de bebés / niños pequeños resultan en un trastorno de desapego, y si no se abordan, se trasladarán a la edad adulta. El desapego del cuidador principal conduce a comportamientos desadaptativos y pensamientos desadaptativos más adelante en la vida. Los pensamientos y comportamientos desadaptativos se desarrollan como un mecanismo de supervivencia, y esto puede ser muy difícil de superar.

Identificar los síntomas del desapego es el primer paso para obtener ayuda para el problema. La identificación del desapego en los niños debe hacerse observando al niño con sus cuidadores. La observación ayuda al terapeuta a ver la interacción / no interacción y le permite hacer un diagnóstico y un plan de tratamiento. Cuanto antes se aborde este problema, más fácil será de tratar.



Se desconoce cuántas personas padecen este problema, los niños que desarrollan desapego pasan desapercibidos si los padres / cuidadores tienen la culpa. El desapego se puede atribuir a la separación, como una estancia en el hospital o cambios frecuentes en los cuidadores. Hay síntomas para buscar; la detección temprana es la mejor manera de evitar este problema en el futuro.

psicodinámico

Aquí hay una lista de síntomas de problemas de desapego tanto en bebés como en niños:

Desapego de la infancia

  • Fracaso para prosperar
  • No responde a la interacción social: esto puede comenzar a los ocho meses
  • Depresión: esto se puede observar en bebés.
  • Agitación
  • Problemas de apego con uno o más cuidadores, pero ningún problema con el apego a otros
  • Ansioso
  • Uninterested/un-involved

Los niños que tienen un trastorno de desapego pueden exhibir comportamientos como los del espectro autista. Sin embargo, el autismo y el desapego son muy diferentes. Un niño con autismo aún puede expresar apego y tener vínculos estrechos con los demás. Un niño con trastorno de desapego no forma vínculos estrechos con los demás.



No apego para adultos

El desapego adulto es la incapacidad de dar y recibir amor de manera saludable. La mayoría de los adultos con este problema no logran crear y mantener relaciones y exhiben comportamientos desadaptativos como mentir y agresión para manipular a otros en sus relaciones. La falta de relaciones saludables causa depresión y aislamiento que confirma sus pensamientos de mala adaptación, como creer que nadie se preocupará por ellos o que no son dignos de amor.

Fuente: pexels.com



El desapego en los adultos se debe, en la mayoría de los casos, al desapego infantil. A medida que un niño aprende y crece, forman conexiones en el cerebro; si estas conexiones no se forman adecuadamente, la condición puede continuar hasta la edad adulta. El desapego, en general, puede ser el resultado de un evento de vida traumático o PTSD; estos trastornos comparten muchos de los mismos síntomas. La siguiente es una lista de los síntomas relacionados con el trastorno de no apego:

  • Depresión
  • Ansioso
  • Incapacidad para formar relaciones duraderas.
  • Dificultad para mantener las relaciones familiares.
  • Independiente y aislado
  • Falta de voluntad para confiar

Comprender las causas subyacentes del desapego en los niños

La principal causa del desapego en los niños es un entorno abusivo y negligente. Cuando los padres y cuidadores no satisfacen las necesidades de un niño, o son abusados ​​mental, físicamente o ambos, corren el riesgo de desarrollar un trastorno del apego. El desapego es la incapacidad de formar vínculos estrechos y lazos con los padres y cuidadores.

Otras causas de desapego en los niños son:

ejemplo de simple efecto de exposición
  • Una enfermedad dolorosa
  • Guardería inconsistente
  • Exposición a drogas o alcohol en el útero
  • Múltiples cambios en los cuidadores
  • Adopción
  • Abandono
  • Muerte de un padre
  • Padres emocionalmente distantes

Todos los trastornos del apego se deben a las conductas de supervivencia desadaptativas que los niños aprenden cuando se enfrentan a cualquiera de los entornos y situaciones enumerados anteriormente. Los niños con trastorno de desapego aprenden a satisfacer sus necesidades y sobrevivir utilizando comportamientos desadaptativos; han aprendido a no depender de quienes los rodean para que los mantengan y satisfagan sus necesidades. Un niño sin apego es emocional y mentalmente distante, y puede ser muy difícil deshacer los comportamientos de supervivencia desadaptativos que ha formado.

Los bebés con este problema parecen no estar interesados ​​en quienes los rodean, incluidos los padres. Esta indiferencia es un comportamiento desadaptativo desarrollado por negligencia o abuso. Los bebés con desapego pueden llorar desconsoladamente, ignorar a los padres cuando entran a la habitación y no prosperar. La falta de crecimiento significa que el bebé no cumple con los estándares predeterminados para alcanzar los hitos del desarrollo. Estos bebés tardan en gatear, caminar y desarrollar el habla.



El dolor es otra causa de desapego, el dolor puede dificultar la conexión con los bebés / niños. El dolor dificulta la interacción y el aprendizaje de habilidades sociales. Cuanto más dure el dolor, mayor será la posibilidad de desarrollar desapego.

La pérdida de uno de los padres, padres, cuidador o cuidadores es traumática para los bebés y los niños. Una sola pérdida puede ser devastadora para un niño en desarrollo; pueden volverse temerosos y volverse hacia adentro. Cambiar de cuidador a menudo resulta en un niño que ha aprendido a no vincularse con otros, este comportamiento de mala adaptación protege al niño del dolor que siente cada vez que un cuidador se va. La muerte de un ser querido o el divorcio pueden desencadenar problemas de abandono, y este problema puede llevar al desapego en la edad adulta.

Los niños que sufren de desapego parecen estar distantes, desapegados y aislados. Cuando interactúan con otros, tienden a ser manipuladores y no aceptan la ayuda de otros cuando se les ofrece. Estos niños han aprendido a satisfacer sus propias necesidades y tienen una profunda desconfianza de quienes los rodean.

Comprender las causas subyacentes del desapego en los adultos

El desapego en los adultos generalmente se debe a una infancia desadaptativa. Todas las razones del desapego infantil son las causas subyacentes de este problema en los adultos. Sin tratamiento, los niños se convierten en adultos sin apego. El PTSD también puede causar trastornos de desapego en adultos. Es importante reconocer los problemas potenciales y buscar ayuda para el desapego. Hablar con un terapeuta o psicólogo puede ayudar a los adultos a comprender sus síntomas y a aprender a manejarlos.

Tipos de terapia infantil disponibles para el desapego

La terapia disponible para niños con desapego depende de la edad del niño. La intervención temprana es importante para que la terapia tenga éxito. Los niños con desapego son difíciles de involucrar e interactuar; el terapeuta adecuado sabrá qué técnicas de terapia se utilizan. La terapia también depende del tipo de negligencia y abuso que haya sufrido el niño y durante cuánto tiempo.

prueba de dismorfia corporal

Fuente: flickr.com

Antes de comenzar la terapia, el terapeuta querrá hacer una evaluación completa para diagnosticar el desapego. Durante esta evaluación, el terapeuta evaluará al niño, se observará la interacción del niño con los cuidadores / padres, se observará el comportamiento en diferentes situaciones y se evaluará la capacidad y el estilo parental. Esto es importante; esta evaluación ayudará al terapeuta a diagnosticar el trastorno.

El terapeuta también evaluará otros trastornos mentales, por lo que se pueden descartar antes de llegar a un diagnóstico. El niño será evaluado por depresión, trastorno del espectro autista y capacidad intelectual. Una vez que se descartan estos trastornos y se diagnostica el trastorno de apego, el terapeuta determinará qué técnicas de terapia utilizar.

El DSM-5 no reconoce el trastorno de desapego como un trastorno, pero es un problema con el que deben lidiar muchos padres. Por lo general, el terapeuta proporcionará un plan de tratamiento que ofrece estrategias para manejar los problemas de apego. La siguiente es una lista de estrategias que se han utilizado con éxito para tratar a niños con trastorno de desapego:

  • Proporcionar un entorno saludable para el niño, un entorno afectuoso, receptivo y afectuoso.
  • Elija cuidadores y no los cambie, esto animará al niño a formar un vínculo.
  • Asegúrese de que el entorno del niño sea estimulante e interactivo para fomentar la interacción con los demás.
  • Asegúrese de que el entorno sea seguro y apropiado para la crianza de los niños.
  • Los padres y cuidadores deben recibir asesoramiento sobre el trastorno del niño.
  • Los padres deben buscar terapia con un terapeuta / psicólogo profesional autorizado.
  • Los padres deben tomar clases para padres

Existen muchas terapias pseudocientíficas para ayudar a los niños con trastorno de desapego. Estas terapias no son útiles e incluso pueden empeorar las cosas. No es seguro 'abrazar' a los niños hasta que obedezcan, obligarlos a interactuar o 'romper' de alguna manera con sus conductas desadaptativas. Es importante para la salud y seguridad de los niños buscar un terapeuta / psicólogo o psiquiatra calificado y con licencia para brindar un diagnóstico y tratamiento para cualquier trastorno de apego.

Tipos de terapia para adultos disponibles para la falta de apego

La terapia para adultos con desapego es psicoterapia o terapia de conversación. Hay muchas técnicas que un terapeuta puede usar para tratar los trastornos del apego. El terapeuta realizará una evaluación y luego diagnosticará el problema antes de crear un plan de tratamiento personalizado. El plan de tratamiento incorporará las mejores técnicas para tratar este trastorno. Las siguientes son algunas de las técnicas que puede usar un terapeuta:

  • Identificar conductas problemáticas (conductas desadaptativas)
  • Cree escenarios y guíe al paciente para aprender nuevas habilidades de afrontamiento
  • Revisar situaciones y eventos traumáticos pasados ​​y abordarlos
  • Ayudar al paciente a reconocer situaciones y eventos traumáticos pasados ​​que han producido conductas y pensamientos desadaptativos.
  • Utilizar técnicas cognitivas para ayudar a reestructurar los patrones de pensamiento desadaptativos
  • Utilizar técnicas de comportamiento para ayudar a identificar y cambiar los patrones de comportamiento desadaptativo

Hay muchas otras técnicas disponibles para tratar los trastornos del apego. Con la terapia adecuada, se puede tratar el trastorno de no apego. El primer paso es encontrar un terapeuta en quien confiar y dejar que comience la curación.